Hoy en día es muy habitual que los jugadores de videojuegos bélicos compartan sus largas partidas en streaming a través de webcam con una amplia audiencia juvenil, una de las últimas ocurrencias de algunos espectadores de estas partidas, seguramente de jugadores con mal perder, es la de llamar a la policía para inventar que este jugador es un criminal violento o que se está produciendo un delito de algún tipo, es entonces cuando los equipos especiales Swatt de la policía irrumpen en casa de la víctima con verdaderas armas de asalto ante la mirada atónita de todo el mundo y se dan cuenta que el supuesto delincuente no es más que un inocente jugador de videojuegos en línea sentado delante de su PC.

Las falsas llamadas al 911 en EE.UU. están creando una alarma entre los jugadores de juegos en línea.

SwattingSe trata de una broma pesada a la que se ha bautizado con el nombre de swatting, las autoridades dicen que se ha convertido en una verdadera forma de represalia entre jugadores de videojuegos de combate como de Call of Duty o similares contra sus contrincantes. Los autores pueden ver a través de la pantalla como su travesura se desarrolla minuto a minuto. Este tipo de actuaciones costaron más de 100.000 dólares y movilizaron un mínimo de 60 agentes en el mes de abril sólo en la ciudad de Nueva York

En Bradenton, Florida, al menos 15 agentes se presentaron en la casa de un jugador profesional de videojuegos, el 31 de agosto tras una llamada donde alguien se hacía pasar por un familiar y denunciaba que estaba armado y borracho. En su lugar, lo encontraron jugando en Minecraft para una audiencia en vivo a través Twitch.tv, una red en línea con millones de espectadores. Estas bromas pesadas ya han tenido los primeros detenidos, así que tenga cuidado y no mezcle la inofensiva ficción de un juego con la peligrosa realidad.

Comentarios

comentarios