Siempre es molesto expulsar un USB desde algún menú de opciones pudiendo desconectarlo del ordenador sin más miramientos. Pero, ¿por qué lo hacemos?

La mayoría de usuarios que utilizan los pendrive de memoria de forma frecuente acaban quejándose sobre el tema de la extracción segura de los mismos. Esta política casi obligatoria, no es una invención de los desarrolladores para que los usuarios perdamos unos valiosos 10 segundos en extraer una memoria USB, si no que hay una verdadera razón detrás (con mucho peso si aprecias los datos que has intercambiado).

Cuando utilizamos una memoria USB para el intercambio de datos una gran cantidad de procesos se inician, todos ellos encargados del intercambio de la información. Si no se extrae un pendrive de forma segura, los procesos implicados pueden verse forzados a su cierre si aún no han sido cerrados. Esto implica una posible pérdida de la información intercambiada.

Para que esto no suceda, simplemente tenemos que invertir 10 segundos en expulsar de forma segura nuestra memoria externa. De esta forma, vaciaremos la caché, es decir, emitiremos una orden para cerrar todos los procesos que aún queden pendientes del cierre, salvando nuestra información y evitando disgustos innecesarios.

Si utilizas alguna memoria USB con mucha frecuencia y quieres evitarte el tener que expulsarlo manualmente, siempre se puede acceder a las opciones del dispositivo USB y, dentro del apartado de políticas, activar la eliminación rápida. Con esta opción eliminamos el uso de la memoria caché, una alternativa bastante insegura que puede afectar al correcto almacenamiento de la información y al rendimiento del dispositivo.

 

Comentarios

comentarios