Madurar es… Madurar es muchas cosas. Pero si hay algo que más nos haga comprobar si ya somos maduros, es la alimentación y pararnos a leer informes de la OMS (entre otros). Cuántas veces no nos habrán dicho las madres eso de: “¡vaya alimentación llevas…! Si es que a ti lo verde….” Y de pronto, un día, llegas a tu propia casa después de hacer la compra y ¡sorpresa, has comprado ensalada! Sí, pizza también, pero con champiñones. Y como quien no quiere la cosa, le mandas una foto a tu madre a través de whatsapp en la que aparece disimulada la rica ensalada que te vas a cenar.

La OMS hace que nos replanteemos nuestra dieta

Empiezas a sentir que la madurez va llegando poco a poco. Combinas la pizza con puré de verduras elaborado, hamburguesas de tofu y bacon, ensaladas césar con su queso y su pollo… Cuando ves que estás consiguiendo la meta de tener una alimentación variada y “mediterránea” como siempre quiso tu madre, llega la OMS y te dice que lo estás haciendo mal. Y por si no te ha llegado la noticia, ya se encarga tu madre de enviartela por whatsapp.

Porque la OMS es como una madre, pero de manera oficial. Y con la diferencia también de que la primera hace informes avalados. La segunda los informes los realiza según los análisis médicos propios o de contactos allegados y de su grupo de whatsapp, todos ellos, claro está, con un alto nivel de colesterol en sangre.

No es el mismo cáncer que el del tabaco, pero según la OMS la carne es cancerígena.

Vamos al grano, aunque ya todos sabemos de qué hablamos. Eso es, del último informe realizado por la Organización Mundial de la Salud, en el cual nos dicen que las carnes procesadas y las carnes rojas tienen sustancias cancerígenas.

¿Pero cuánto hay de cierto en esto? Parece que mucho, ya que según la AIRC (Agencia Internacional para la Investigación del Cáncer), las carnes procesadas se engloban en el Grupo 1, donde están los productos cancerígenos (en este grupo está incluido el tabaco), y las carnes rojas en el grupo 2A, que son los productos probablemente cancerígenos para los humanos. Con esto, la OMS, nos está indicando no el riesgo, si no la evidencia de que estos alimentos producen cáncer.

Y no, no tendremos que salir a la terraza a comer la carne cuando estemos en casa de amigos y familiares, ya que los tipos de cáncer que producen sólo afectan al colon y al recto, y la OMS no ha dicho nada sobre que los humos o vapores de cocinarlos también producen cáncer. Así que no tendremos excusa para ausentarse y así aprovechar a responder a ese whatsapp que pusieron hace rato.

Según nos cuenta la Doctora Ballesteros a través de Gizmodo, en un articulo relacionado con el informe de la OMS, el consumo ideal de carnes procesadas sería de “20 gramos al día, 140 a la semana” y una cantidad similar de carne roja, esta última mucho más beneficiosa, ya que al no estar elaborada contiene menos sustancias perjudiciales.

Conclusión: haz caso a tu madre, que ya te lo dice la OMS

¿Y qué hacemos ahora con nuestra dieta? Pues tal vez, hacer caso a nuestras madres y tomar en serio eso de “menos carnes y más frutas y verduras”. Ya que la OMS siempre ha informado sobre los beneficios de una alimentación variada sin abuso de carne. Por lo tanto, no vayas corriendo a poner un whatsapp a tu madre para decirle que te has vuelto vegano por este informe, ya que la respuesta sabes que será: “desde luego hijo, ¡que extremista eres! Tú come de todo, que te lo dice tu madre y te lo dice por tu bien”.

Comentarios

comentarios