La empresa española BQ ha confirmado en un comunicado oficial que el sistema operativo Android Lollipop nunca llegará (en versiones estables) a algunos de sus terminales. Tras meses y meses de trabajo para poder desarrollar el software que permitiría dicha actualización, el proyecto ha tenido que cerrar por culpa de Mediatek, fabricante de los SoC que llevan integrados los dispositivos implicados.

Más concretamente, los modelos afectados son los siguientes: Aquaris E5 FHD, Aquaris E6 y Aquaris E10. El problema que tiene BQ es la resolución de ciertos errores a nivel de drivers en el desarrollo del software. Sin la ayuda de Mediatek, BQ no puede ni localizar ni parchear dichos errores, por lo que la única solución posible es detener el proyecto y publicar las versiones en el estado en el que actualmente se encuentran. De esta forma, aquellos usuarios que quieran probar Lollipop en sus terminales podrán hacerlo mediante la instalación de forma manual.

De la misma forma, BQ ofrece la posibilidad de que los desarrolladores independientes metan mano a la versión publicada y creen sus propias ROM no oficiales. En breves la empresa española publicará los códigos GPL necesarios para llevar a cabo esta tarea.

Compensación a los afectados

Para que los usuarios que tienen alguno de los modelos anteriormente citados no estallen en rabia, BQ ha prometido un descuento por valor de 50€ válido para Aquaris M5, Aquaris M5.5 y Aquaris M10 en cualquiera de sus configuraciones. Para obtener dicho descuento basta con rellenar un formulario de contacto y, una vez te lo hayan dado, será valido hasta el el 30 de junio de 2016.

Como era de esperar, al no poder ofrecer Android 5.1 a una gran parte de sus usuarios, BQ optará en terminales futuros por Qualcomm. También piden disculpas a los afectados y esperan que lo ocurrido no vuelva a suceder en los modelos que pronto pisarán el mercado.

Comentarios

comentarios