Las plataformas de música en streaming han cambiado por completo la forma en la que reproducimos nuestras canciones favoritas. El gran auge del mercado de la telefonía hace que podamos disponer de estas plataformas casi en cualquier lugar, pero hay una gran pega que tenemos siempre presente: el gasto adicional de batería y de datos móviles, algo muy importante si cuentas con una tarifa mensual algo modesta.

No todos los dispositivos de audio portátiles están extinguidos. El nombre que siempre se nos viene a la cabeza al hablar de reproductores portátiles es iPod, ya que Apple se niega a dejar este mercado atrás y sigue innovando a pesar de las nuevas tecnologías y sus progresos. A pesar de contar con potentes dispositivos, nunca contarán con la principal ventaja de la música en streaming: la búsqueda y posterior reproducción casi instantánea de cualquier canción que se te pase a la cabeza. Esta idea es ampliable si nos ponemos a hablar de listas de reproducción, otra gran baza por la que apuestan aquellos que cuentan con un servicio premium en Spotify.

Mighty, el reproductor de Spotify

Si quieres dejar de lado las pesadas descargas de música y pasarte al famoso “Streaming a la carta” esta es tu oportunidad. Con Mighty, podrás llevarte la música en streaming a cualquier lado, sin apenas esfuerzo y, lo más importante, sin gastar batería ni datos desde tu smartphone.

Este pequeño dispositivo está pensado para adaptar las nuevas tecnologías a aquellas ideas que fueron una revolución en el pasado. En el proyecto están implicados ingenieros de Qualcomm, un diseñador de Samsung y un investigador de Microsoft entre otros grandes de la música y de la ingeniería.

Ficha técnica del dispositivo Mighty.
Ficha técnica del dispositivo Mighty.

Su funcionamiento se basa en el sistema de Streaming que caracteriza a Spotify: el almacenamiento de cualquier canción de la nube para su posterior reproducción. Esta idea combina la posibilidad de escuchar y guardar cualquier canción que el usuario quiera, pudiéndola escuchar en cualquier lugar sin tener que acceder a Internet. Para almacenar las listas de reproducción y las canciones en Mighty bastará con sincronizar el dispositivo con una librería de audio. Si accedéis a este enlace podréis ver el vídeo promocional del dispositivo.

Su estética es muy similar a la del iPod Shuffle, ya que cuenta con una botonera de 360º con los típicos controles de reproducción de audio. Para poder hacer uso del dispositivo (como no podría ser de otra forma), el usuario tiene que tener una cuenta premium de Spotify. Es lógico que un “usuario gratuito” de esta plataforma no tenga acceso a este streaming portátil, ya que actualmente también necesitas ser un usuario Premium para poder almacenar la música y escucharla offline sin acceder a ninguna conexión de datos.

Especificaciones muy modestas

Aunque la idea prometa y los usuarios de música en streaming se estén frotando las manos, no todo son buenas noticias. Su almacenamiento interno es tan solo de 2Gb, permitiéndonos escuchar solamente hasta 5 horas de reproducción continua. Unas especificaciones que chocan bastante con su diseño y con los autores que hay detrás del proyecto. Sin lugar a dudas, aunque la idea es muy buena puede que se hayan quedado a mitad de recorrido.

Su precio será de unos 75 dólares. Si todo el proyecto sigue adelante y logran recaudar los 250.000 dólares que han fijado, podremos ver el Mighty a mediados de noviembre de 2016. Aunque con las especificaciones anteriormente comentadas, el precio de salida y el requisito de además estar pagando una cuenta Premium en Spotify, habrá que ver si los usuarios ayudan a que este proyecto salga al mercado.

Comentarios

comentarios

Estudiante de ingeniería de tecnologías y servicios de telecomunicación. Me encanta todo lo relacionado con los smartphones y las nuevas tecnologías, particularmente la seguridad telemática. En mis ratos libres suelo escribir noticias digitales para que otros las disfruten.