Desde hace algún tiempo se venían oyendo rumores de una posible venta multimillonaria, de una nueva pareja de baile, y el soltero de la pista era Yahoo, que al final la ha encontrado en la empresa de telecomunicaciones Verizon. Finalmente se han cumplido las expectativas de compra sobre el domino Yahoo y casi toda su infraestructura. Era cuestión de tiempo.

De esta manera uno de los buscadores innovadores y pioneros de Internet, Yahoo!, ha sido adquirido por la unidad AOL de Verizon por la nada desdeñable cantidad de  4.830 millones de dólares.  Casi todo Yahoo! quedará integrado dentro de la estructura de Verizon bajo las riendas de la vicepresidenta ejecutiva y presidenta de innovación de productos y nuevos negocios, Marn Walden.

Según el acuerdo alcanzado por ambas partes, Verizon integrará el negocio de las búsquedas, correo electrónico y por último los contenidos y la publicidad de Yahoo! junto a AOL.

Logotipo de Verizon

En cuanto al último punto del acuerdo, la publicidad, Verizon conseguiría duplicar su negocio de publicidad digital, que alcanzaría una cuota del 4,5% del mercado de la publicidad en EE.UU, logrando la tercera posición en el mercado de este país, tan solo por detrás de Facebook y Google. Además Verizon podrá usar esa publicidad en su propio beneficio a través del gran público que ofrecen Yahoo Sports y Yahoo Finance.

En palabras del CEO de Verizon la estrategia de hacerse con Yahoo tenía el objetivo de completar el plan de expansión, ya que primero con la adquisición de AOL hace un año para competir con la conectividad de pantallas cruzadas y ahora con Yahoo! a su lado, se podrían convertir en una compañía global de medios.

Un aspecto importante del acuerdo multimillonario es que no abarca toda la maquinaria de Yahoo!, ya que algunos aspectos como las acciones de Alibaba y Yahoo! Japan, con un valor combinado de ambas de 40.000 millones de dolares, y las patentes relacionadas con la tecnología y los negocios de Yahoo no entran dentro del trato. Estos negocios que han quedado fuera del acuerdo tendrán que reconvertirse en un compañía de inversión y también tendrán que cambiar de nombre.

El acuerdo, al cual aún le quedan flecos, no se espera que esté completamente cerrado hasta el primer trimestre de 2017, pues todavía queda que den el visto bueno los accionistas de Yahoo! y la aprobación de los organismos reguladores.

Comentarios

comentarios